Marta Sánchez García

El oficio de instalador de gas es aquel en el cual la persona física que, en virtud de poseer conocimientos teórico-prácticos de la tecnología de la industria del gas y de su normativa, está capacitada para realizar y supervisar las operaciones correspondientes a esta categoría.

El instalador de gas deberá desarrollar su actividad en el seno de una empresa instaladora de gas habilitada aunque también podrá desarrollar su actividad profesional por cuenta propia. El profesional deberá cumplir y acreditar ante la administración competente cuando esta así lo requiera en el ejercicio de sus facultades de inspección, comprobación, control y para la categoría que corresponda en cualquiera de las siguientes situaciones:

  1. Disponer de un título universitario cuyo plan de estudios cubra los contenidos mínimos.
  2. Disponer de un título de formación profesional o de un certificado de profesionalidad.
  3. Haber superado un examen teórico-práctico ante la comunidad autónoma sobre los contenidos mínimos.
  4. Tener reconocida una competencia profesional adquirida por experiencia laboral, de acuerdo con lo estipulado en el Real Decreto 1224/2009, de 17 de julio, de reconocimiento de las competencias profesionales adquiridas por experiencia laboral.
  5. Poseer una certificación otorgada por entidad acreditada para la certificación de personas, según lo establecido en el Real Decreto 2200/1995, de 28 de diciembre.

Hay que tener en cuenta que la función principal de los instaladores de gas es realizar el montaje, modificación, ampliación, adecuación, inspección, puesta en servicio, mantenimiento, reparación y revisión de instalaciones receptoras y aparatos de gas, de acuerdo con lo establecido en la legislación vigente, con la calidad prevista y en condiciones de seguridad para las personas, instalaciones y medio ambiente.

Las principales tareas de estos trabajadores son las siguientes:

  1. Realizar instalaciones receptoras comunes e individuales de gas.
  2. Realizar la puesta en servicio, inspección y revisión periódica de instalaciones receptoras de gas.
  3. Realizar la puesta en marcha y adecuación de aparatos a gas.
  4. Mantener y reparar instalaciones receptoras y aparatos de gas.
  5. Prevenir riesgos en instalaciones receptoras y aparatos de gas.

Sectores en los que desarrolla su actividad:

Se ubica en el sector energético, subsector de suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado, en las actividades económicas de producción de gas y distribución de combustibles gaseosos, y fontanería, instalaciones de sistemas de calefacción y aire acondicionado.


¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)